martes, 9 de agosto de 2011

Delincuente


Mañana habré perdido
y no recordaré
en qué pieles mi boca hizo trapecios.

Mañana
propondré un ejercicio de memoria a mis manos
y al apagar la luz
recompondré tu imagen más sabática.

Mañana
cuando seas placebo e intemperie
me desharé del cuerpo del delito.

4 comentarios:

tino dijo...

Un disfrute tus poemas y éste tiene un diez "cum laudem". Magnífico.

Un abrazote amigo:
Tino

Clara Schoenborn dijo...

Me encantó.Tu poesía tiene elaboración y originalidad. Te felicito.

Antolín Amador Corona dijo...

Otro fuerte para ti Tino. Gracias

Antolín Amador Corona dijo...

Muchas gracias Clara. Una alegría que así te lo parezca.